Hoy se ha hecho público que Microsoft ha comprado GitHub, la empresa que aloja repositorios de software libre utilizando Git y que es una de las más importantes a nivel mundial (por no decir que es la más importante actualmente), cargo que anteriormente había desempeñado SourceForge y anteriormente Freshmeat. Por supuesto, desde entonces existen muchas empresas que han creado sistemas para alojar repositorios y la oferta es bastante buena e interesante, pero GitHub había conseguido crear una comunidad bastante interesante de desarrolladores que publicaban sus repositorios open source (código abierto que no necesariamente software libre). Justamente esta cantidad de desarrolladores es la que Microsoft ha visto interesante para hacerse con ellas, ya que así tiene una base de datos inmensa de desarrolladores y, lo que es mejor, qué han programado y cómo, básicamente un currículum vitae perfecto (las entrevistas ya hechas). Eso, unido a la adquisición de LinkedIn prácticamente se puede decir que Microsoft tiene en su poder la mejor base de datos de profesionales de tecnología.

Aparte de esto, junto con GitHub, se hace con otras herramientas importantes como ElectronJS (una librería javascript para desarrollar aplicaciones multiplataformas) y Atom (un editor de código tan potente como SublimeText o VisualStudioCode) entre muchas otras.

Para muchos esto ha sido un verdadero escándalo, porque ahora Microsoft también es la propietaria del mayor alojamiento de software libre del mundo (un alojamiento que, pese a todo, su software era cerrado) aunque se basa en Git que sí es software libre. Para mí también ha sido un poco decepcionante y os explico por qué:

Es cierto que Microsoft ha hecho un giro de 180º con respecto a su época más radical, aquella en la que no paraba de decir que “Linux es un cancer” bajo el mandato de Steve Ballmer como CEO y que ahora sale en los medios con una política completamente contraria, no solo apoyando proyectos y patrocinando eventos de software libre, si no utilizándolo como núcleo de su flamante nube Azure.

Ni antes era todo odio, ni ahora Microsoft se ha enamorado de Linux. Microsoft es una empresa de software, que vende software y vive de vender software. A diferencia de empresas como Apple que vende hardware y regala el software, Google que gana dinero vendiendo publicidad o Amazon vendiendo de todo…, Microsoft es una de las principales compañías del mundo por vender software, así que todo lo que sea “no vender software” es un mal negocio, por lo que está claro que va a continuar defendiendo su modelo de venta de licencias, estando en contra de regalar software y lo que es peor, aprovechándose “de todo lo que los demás regalen” como así hace cuando utiliza software libre en sus desarrollos.

Ahora Microsoft está dando un giro sobre su forma de hacer las cosas, bien por el nuevo CEO o bien porque tienen algo en mente que desconocemos, pero lo que sí está claro es que ahora Microsoft empieza a caer bien de nuevo y es gracias a su nueva forma de hacer las cosas, apoyando a los desarrolladores y a sus proyectos novedosos y arriesgados. Su tasa de aceptación varía mucho de un país a otro, de una cultura a otra. En España ha costado mucho que la gente pague por el software, hasta hace poco prácticamente cualquier profano pensaba que “el windows es gratis” y que pagar por algo gratis es de tontos. Hoy día la gente compra aplicaciones, cuanto más baratas, mejor, paga suscripciones a Netflix, Spotify, Office365, Adobe CC, Amazon, etc… está claro que la mentalidad está cambiando y con ello, ya no ven con tan malos ojos que una empresa viva de vender software siempre que el precio sea bueno o incluso justo.

Microsoft se ha dado cuenta que con la frase “Linux es un cancer” de hace casi 20 años, solo conseguía poner gente en su contra y que con la frase “Microsoft ❤ Linux” hace más amigos.

¿Qué pasará con GitHub y sus repositorios? Nadie lo sabe, muchos ya han comenzado su migración a otros sistemas como GitLab o Bitbucket de Atlassian, aunque no creo que sea para tanto, creo que lo que Microsoft compró realmente no es el almacén de repositorios si no, como decía al principio, la base de datos más grande de desarrolladores profesionales, aquellos a los que no les da miedo enseñar su código y recibir críticas, correcciones y mejoras como suele ser una de las mejores virtudes del software libre.

1 Comentario

Archivos

© 2014 Sinologic, inc. All rights reserved.

Menú

Redes sociales