No quiero pecar de alarmista, siempre me he considerado una persona objetiva (ni positiva ni negativa) pero tras ver que la Comisión de Asuntos Jurídicos del Parlamento Europeo ha aprobado la propuesta de una nueva Directiva sobre Copyright para toda Europa, no me queda otra que temer por lo que hoy conocemos como Internet.

Muchos de los problemas de este tipo de acciones no es otro que la “capa burocrática” que a veces incluyen en todo esto para evitar justamente que la opinión pública se entere y le prenda fuego a todo el Parlamento Europeo y al concepto de Europa en general, pero por suerte existen ciertas personas, parlamentarios activistas, entendidos en la materia que no se dejan agasajar por los cientos de Lobbies que pululan por Bruselas intentando promover leyes y enmiendas que satisfagan sus intereses, y eliminan esa “capa burocrática” haciendo comprensible lo que están a punto de aprobar y que nos afecta a todos los ciudadanos en mayor o menor medida.

El pasado día 20 de Junio la “Comisión de Asuntos Jurídicos del Parlamento Europeo” aprobó dos artículos realmente dañinos a esa directiva sobre Copyright que son especialmente increíbles para cualquiera que entienda mínimamente cómo funciona Internet y la sociedad actual:

Artículo 11: Canon AEDE a nivel europeo.

Este artículo permite a una empresa A exigir un pago a otra B, si desde la página de B, existe un enlace “a href” hacia la página A.

O lo que es lo mismo, si tienes una página web y enlazas a una web, el propietario de ésta puede exigir legalmente (con sus abogados de por medio) que le pagues por haberles enlazado.
Esto en España ya existe, se llama Canon AEDE y, entre otras cosas hizo que Google retirase su servicio Google News y otras páginas que se nutrían de enlaces a periódicos y medios de comunicación simplemente desaparecieran o tuvieran que enlazar a páginas de peor calidad informativa.

Aquí un ejemplo de lo que viene a nivel europeo: https://twitter.com/bufetalmeida/status/828951598877519872

El artículo 11 obligará a prácticamente todas las páginas webs a “dejar de enlazar” para evitar pagar ese canon, perjudicando gran parte de lo bueno de Internet que es el acceso libre a la información.

Artículo 13: Censura por parte de empresas privadas.

Este artículo obliga a las empresas de servicios a controlar todo lo que se envía/recibe para detectar, prohibir y reportar para su tratamiento “legal” cualquier material con copyright, considerando que cualquier material “sospechoso” de incluir contenido con Copyright, será prohibido, cancelado y tramitado como “pirata” hasta que se demuestre que se tienen los derechos oportunos.

En muchos medios hablan de la prohibición de “memes” que utilizan una captura de una película, una fotografía de un político o algún dibujo para hacer algún chiste, pero lo realmente peligroso es que da luz verde a un operador de Internet a controlar qué envías y a dónde (vigilancia extrema sobre el tráfico de Internet) y en caso de que subas o descargues algo con Copyright, recibir una carta legal.

Seguramente cualquiera que trabaje en un operador de acceso a Internet ya conozca este tipo de requerimientos en el que se informa que un usuario se ha descargado alguna película y el operador extranjero te exige conocer la identidad del usuario que ha realizado dicha descarga. Por suerte, la Constitución Española protege la confidencialidad de los datos del usuario, pero la ley europea se saltará mediante artimañas legales esa protección para obligar a las empresas de servicios a vigilar y denunciar a los usuarios que suban o descarguen material con Copyright.

Este viernes grabé un vídeo de 10 minutos con mi móvil con la configuración de una televisión, parámetros de brillo, contraste, etc. En esos 10 minutos, había de fondo una cadena y durante algo más de un minuto, aparecía de fondo un partido del mundial de futbol. Al subir el vídeo a Youtube, éste me rechazó la publicación del vídeo por contener material propiedad de la FIFA.
En otra ocasión, al grabar un vídeo casero en el que se escuchaba de fondo a Fito & Fitipaldis, ya no era posible publicar el vídeo salvo que reclamase, pelease y demostrase de alguna forma que la intención del vídeo era lo que se conoce como “Fair Use“. Si quería publicar el vídeo tenía que poner un anuncio y que los beneficios monetarios fueran para los dueños del copyright de la canción.

El artículo 13 quiere extender esa vigilancia a toda Europa, obligando a las empresas a controlar imágenes, vídeos, fotos, audio, etc… y rechazar, prohibir y denunciar a “los infractores de copyright”.

Qué puedes hacer para evitarlo

Aún hay tiempo para evitar su aprobación en el Parlamento Europeo (que se votará el 4 y 5 de Julio) y para ello se ha puesto a disposición de todos los ciudadanos europeos una plataforma para “informar a los Euro-parlamentarios” de que no estamos de acuerdo con que se apruebe esta ley que vulnera todos los principios básicos y elementales de la convivencia en Internet.

https://saveyourinternet.eu/es/

Puedes enviar un email, un tweet o directamente llamarlos por teléfono para expresar tu opinión como ciudadano europeo.

Los siguientes pasos (en caso de que la directiva salga adelante son los siguientes):

Esperemos que no sea tarde y Europa no siga dando pasos para generar más euroescépticos cada día.

 

Archivos

© 2014 Sinologic, inc. All rights reserved.

Menú

Redes sociales